Zamak

La fundición de Zamak es el camino más corto entre la materia prima y la pieza deseada y sus aplicaciones abarcan prácticamente todos los sectores. Con el Zamak se obtiene la mayor precisión y vida del molde de entre todas las aleaciones fundidas a presión, admitiendo además una gran variedad de acabados superficiales, tales como pintura, recubrimientos galvánicos, etc.

PROPIEDADES DEL ZAMAK